El amor puede traer un trastorno mental, pero si es por el poder, se multiplicará el trastorno.

Image for post
Image for post

La sociedad venezolana es un caso para psiquiatras, Venezuela tiene una sociedad donde el más sano se pregunta ¡Seré yo el loco o el régimen se hace el loco?

Las diferentes tomas de decisiones por parte del régimen y de la oposición venezolana trastornan hasta el más cuerdo, las interrogantes se multiplican a cada segundo en este sistema que no tiene ni pies ni cabeza. ¿Estamos en presencia de una tiranía, dictadura, democracia, monarquía o frente a una anarquía que dice llamarse gobierno? Sin duda es un caso para psiquiatras, cuando la sociedad no sabe qué camino tomar ante los desordenes mentales en el que se encuentran sus ciudadanos.

¡Yo no estoy loco y se que mucho menos usted, se escucha por las calles! Todos creen estar haciendo las cosas lo más correctas y sesudas posibles dentro de sus sistemas individuales. Lo importante es que se tiene que vivir en sociedad para poder progresar sin alterar el orden y sin irrespetar la libertad de cada quien… Pero no falta siempre un pero para en contra el orden, y este pero, no es más que los líderes que dicen estar preparados para conducir y administrar la salud mental de la sociedad que pretenden gobernar, los cuales también están de psiquiatra al tratar de salir del sistema socialista sin cambiar a sus fundadores y su ideología.

El caos pude ser un caso para psiquiatras o una forma de gobernar de los que, por medio de el, sacan el provecho necesario para mantenerse firmes sobre el mismo. Creo que este es el caso de Venezuela, los que llevan gobernando el país se han dado a la tarea de mantener a la sociedad en una constante zozobra que, hace que se pierda la capacidad de racionar del más intelectual, cuando el sistema le hace perder el sentido común.

El desorden bien llevado también es una forma muy exitosa de gobernar cuando ese sistema encuentra una sociedad que tiene flojera de pensar y deja que su destino lo maneje un animal de dientes afilados y garras fuertes que les ofrece seguridad.

¡Sí!… Venezuela es un caso para psiquiatras; porque todos sus ciudadanos se creen cuerdos, pero los que dicen estar cuerdos los dominan sin encontrar ninguna resistencia que de verdad les quite del poder que dicen tener. Los ciudadanos que pretenden vivir dentro de una hamaca donde su va y ven los lleva a caer en un sueño tan placido que no logran percatarse quien la mece les puede romper la cuerda, para proporcionarles un golpe en el cual no se puedan levantar jamás, esta puede ser la consecuencia por seguir escuchando a líderes opositores que lo único que hacen es serviles de colchón al tirano de Miraflores y a sus acólitos.

Cuando hablo de caos no olvido la frase de Brando Sanderson donde decía; “No hay nada inmoral en asegurar el poder durante un tiempo de caos. La gente reacciona de una forma irracional durante esos periodos. Es uno de los motivos por los que necesitan líderes fuertes” Por este motivo es muy peligroso llamar locos a los que ostentan el poder, porque resultan más cuerdos al saber manipular a una sociedad que por simple ignorancia cae entre sus cuentos de locura.

Hay que cuidarse de quien se hacen pasar por loco, porque con sus locuras nos llevan a la triste tranquilidad de un diván.

Written by

Solo intenta ser feliz,porque la vida es dura y poco dura -Poeta y Escritor-Defensor de la Isonomia - Nací para morir libre y vivire para luchar por lograrlo.

Get the Medium app

A button that says 'Download on the App Store', and if clicked it will lead you to the iOS App store
A button that says 'Get it on, Google Play', and if clicked it will lead you to the Google Play store